Opinión: José Luis Soberanes

. El pasado fin de semana un caricaturista presentó un cartón descarnado, humillante: Es ese donde aparece José Luis Soberanes, el Presidente de la Comisión Nacional de Derechos Humanos, en cuatro patas, sirviendo de jumento a Felipe Calderón, quien le ordena la dirección hacia donde debe marchar la Comisión que el preside. Vaya cartones y artículos tan irrespetuosos. Sin embargo, hay que reconocer que caricaturas y opiniones, son sólo consecuencia de las polémicas y absurdas decisiones que últimamente ha tomado el ombudsman, en las cuales también sale arrastrada la Comisión Nacional de Derechos Humanos.

Por Cristóbal Rojas Millán / Desde Abajo

El martes, Luis Hernández Navarro, en un periódico nacional tituló su colaboración: “José Luis Sumisiones».

El pasado fin de semana un caricaturista presentó un cartón descarnado, humillante: Es ese donde aparece José Luis Soberanes, el Presidente de la Comisión Nacional de Derechos Humanos, en cuatro patas, sirviendo de jumento a Felipe Calderón, quien le ordena la dirección hacia donde debe marchar la Comisión que el preside.

Vaya cartones y artículos tan irrespetuosos.

Sin embargo, hay que reconocer que caricaturas y opiniones, son sólo consecuencia de las polémicas y absurdas decisiones que últimamente ha tomado el ombudsman, en las cuales también sale arrastrada la Comisión Nacional de Derechos Humanos.

José Luis Soberanes no sale de una para entrar en otra. La lista ya es larga, pero recordemos las más importantes: él fue quien validó la versión del Presidente Calderón de que la anciana de Zongolica, Veracruz, había muerto por enfermedades estomacales y no por violación por parte de militares.

Igual polémica provocó su tibia postura por las violaciones en Michoacán, en Oaxaca. Y ahora, para completar un cuadro dantesco, el fin de semana solicita una acción de inconstitucionalidad contra la despenalización del aborto.

Esto a pesar de que fue aprobada por abrumadora mayoría en la Asamblea Legislativa del Distrito Federal, y que las encuestas han señalado con toda claridad que la mayoría de la población está a favor de esa ley que defiende los derechos de las mujeres.

Sobre la actuación del ombudsman, senadores del PRI que apoyaron la reelección de Soberanes al frente de la Comisión de Derechos Humanos, se mostraron muy molestos, pues consideran que Soberanes está pagando alguna deuda a los grupos más conservadores del gobierno y del PAN.

Fue evidente que la petición de declarar inconstitucional las modificaciones a la Ley del Aborto, fue una petición concertada… a pesar de las múltiples entrevistas que les hacen para desmentirlo…

El caso es que el mismo día que la Comisión de Derechos Humanos lo solicitó, la Procuraduría General de la República , pidió lo mismo, además de que repentinamente reaparecen oscuros personajes… como Jorge Serrano Limón, director de Pro Vida, quien ayer pidió teatralmente, al secretario de salud chilango, que le entregara los cadáveres de los abortos practicados.

¿Qué les parece?

Un tema que aparentemente ya estaba superado, nuevamente es atacado por la derecha en diversos frentes. Es la derecha trasnochada, atrasada, esa que está en complicidad con la Iglesia católica.

Al señor Serrano se le han unido varios más, destacando entre ellos el señor Carlos Abascal, que al final de la funesta administración foxista fungió como secretario de Gobernación…

Abascal, recuérdese, durante su etapa pública le gustaba demostrar públicamente su fe en la Iglesia católica, con foto y todo; este torvo personaje fue el mismo que prohibió a su hija de leer libros de Carlos Fuentes… Hoy, como alto dirigente del PAN rompe lanzas contra la nueva ley.

Pero regresemos al principio: la petición a la Suprema Corte de declarar inconstitucional la nueva ley, por parte de la Comisión de Derechos Humanos y de la Procuraduría General de la República…

A este respecto, el jefe de Gobierno del Distrito Federal, Marcelo Ebrard advirtió que se trata de una acción con muchas connotaciones políticas por parte de la procuraduría de Felipe Calderón, y advirtió que la PGR y la CNDH perderán no sólo en la Suprema Corte, sino también ante la opinión pública, porque pretenden volver a un régimen de simulación, donde quienes más pierden son las mujeres de escasos recursos.

Para que se hacen tontejos, el aborto seguirá existiendo con y sin ley.

Además, hay que recordar que la legislación aprobada no consiente el aborto, lo que hace es quitar castigos penales a sus practicantes, para que en caso de que la mujeres de escasos recursos decidan hacerlo, lo hagan con ayuda profesional médica. Es decir, deja en libertad a la mujer para decidir interrumpir el embarazo y no concibe esa eventual decisión como homicidio.

Pero bueno, nuestro tema era José Luis Soberanes, el hombre de la caricatura que mencionábamos al principio.

El lunes, Organizaciones no Gubernamentales, defensoras de los derechos de las mujeres, le pidieron dejar el cargo y que su lugar lo ocupe “alguien que pueda cumplir con sus funciones a cabalidad».

En sendas posiciones, Católicas por el Derecho a Decidir, Consorcio para el Diálogo Parlamentario y Equidad y Género coincidieron en que Soberanes es un personaje “cada vez más indigno, que acaba de dar un broche de oro a su incapacidad al frente de la Comisión».

Soberanes, dijeron, no está defendiendo el derecho de las mujeres frente a los gobiernos, se está sumando a la batalla de la Derecha… y desde la derecha».

Por otra parte, es necesario señalar que de acuerdo con una encuesta realizada por el Comité de salud de la Mujeres del Distrito Federal, 93 por ciento de la población en la ciudad de México de 14 años o más conocía de la nueva reforma de ley en materia de aborto y 60 por ciento respalda que se extienda al resto del país.

Con estos datos, se hace necesario que alguien, alguien que le diga a José Luis Soberanes que es necesario se vuelva a tener respeto, que con su petición a la Suprema Corte, de declarar inconstitucional las modificaciones a la Ley del aborto comete una de las peores equivocaciones de su vida

Su prestigio de hombre talentoso, de académico, de catedrático, ganado en toda una vida de entrega y servicio, lo tira por la borda por la torpeza de adoptar una actitud sumisa ante la derecha más retrograda.

¡Vamos Pepe, reacciona!

Comments

Comentarios

You may also like