Megáfono Global: Jalisco – Criminalización del graffiti en Guadalajara

Sobre la criminalización del Graffiti en Guadalajara

A los medios de comunicación:

Hace unas semanas causo revuelo la propuesta y las declaraciones de un regidor tapatío (¿Gustavo González?), donde comparaba a los chavos graffiteros con perros y pedía que se persiguiera de oficio a quien raye una pared.

Bonita ley para una ciudad de gente bonita que anhela una ciudad más bonita y sin tanto mugroso mentándole la madre hasta en las paredes y monumentos. Muy a la ocasión de los tiempos del “mundo feliz” por venir o de cualquier novela de ciencia ficción donde nos demuestran que nosotros al fin, tapatíos hasta hace poco tercermundistas estamos a la vuelta de la esquina del “primer mundo”.

Hagamos el guión de nuestra novela de ficción: “Erase que se era una casta gobernante pulcra y limpia que se harto de tanto callejero y mugroso limpiavidrios, artesanos, ambulantes y artistas populares que manchaban el esplendor de las piedras que dan fe de su poder. Donde poco a poco los fueron desapareciendo sustituyéndolos por innumerables uniformados que vigilan a cambio de un salario la limpieza de las piedras…”

Pues bonito también es el pretexto para que la policía acose a la juventud de los barrios, bonito el pretexto para eliminar cualquier consigna o caricatura o mural crítico. Bonito pretexto al fin para tratar de acallar con todo el uso de la fuerza (”cero tolerancia”) un movimiento juvenil insurgente que expresa pacíficamente su repudio hacia un sistema hipócrita que aparenta orden y moral pero que se encuentra corroído desde sus raíces económicas, políticas y religiosas.

Es la tendencia racista siempre presente de consumar la conquista, de eliminar la cultura de resistencia pacífica y la libertad de expresión. Es la imposición del concepto de limpieza ligado al “elitismo” y el ”racismo” que guiaron a los nazis, los franquistas y pinochetistas.

Para quienes crecimos con la raya, la pinta y la marca en la pared, ya sea como expresión política o artística, o simplemente reafirmación de identidad, tal propuesta es una aberración. Hemos leído y visto infinidad de expresiones artísticas, pintas memorables que van de sencillos símbolos juveniles de rebeldía (Jim morrison, Rolling Stones, El Che, La Guadalupana…) hasta verdaderos murales de artistas venidos del fango y el asfalto… Hoy me pregunto ¿de quien es la ciudad? De los ricos y exquisitos empresarios, políticos y opinadores públicos… por supuesto… porque nosotros, la banda hemos sido marginados y expulsados mil veces, porque para ellos solo somos un mal necesario en cuanto se hecha la maquinaría capitalista y explotadora a trabajar, porque no dudan en perseguirnos y eliminarnos cuando nuestra visión del mundo choca con el sistema.

Atte: José Luis González G.

Trovador Urbano, miembro de la Red Insurgente Cultura con Justicia

redinsurgente@yahoo.com.mx  

www.geocities.com/redculturalin  

Comments

Comentarios

You may also like