Megáfono Global: México – Comunicado del Frente Nacional por Una Nueva Ley de Medios

El miedo al duopolio Televisa – Azteca fue una de las razones por las que Santiago Creel fue destituido como coordinador del grupo parlamentario del PAN en el senado de la república, así lo confirmó el propio Creel el lunes por la tarde en conferencia de prensa, donde aseguró que el presidente de su partido, Germán Martínez, justificó la decisión aludiendo al duopolio: «Uno de los argumentos que dio el presidente de mi partido fue precisamente del conflicto que yo tenía con las televisoras, me parece un argumento igualmente reprobable por agraviante».

Ese mismo día, lejos de desmentir la acusación de Creel, Martínez apenas atinó a declarar al diario Reforma: «Yo respeto lo que diga o haya dicho el senador Creel Miranda, las razones de su remoción son exclusivamente mías y son internas. No las ventilo ni las ventilaré públicamente». 

La destitución de Creel se dio el pasado 9 de Junio, en el marco del debate por la reforma energética pero también en un momento clave de seguimiento a los trabajos del grupo plural de senadores que revisaban las propuestas para ajustar la ley federal de radio y televisión luego de que la suprema corte declarara inconstitucionales los puntos sustantivos de la ley televisa.

Terminó el periodo de sesiones y los trabajos de ese grupo plural se frenaron, no hubo propuesta de ley y si, por lo menos un documentado sometimiento que toma dictado de los medios para quitar y poner coordinadores. Un ajuste de cuentas pactado entre el presidente del PAN y las televisoras para castigar a Creel, quien fue promotor de la reforma electoral del año pasado, la cual enfureció a las televisoras porque prohíbe la contratación en radio y televisión de campañas partidistas, lo que representa un pérdida económica en sus arcas de más de 2 mil millones de pesos en cada elección federal. 

Por eso Creel ha sido literalmente borrado de las pantallas y también destituido de su encargo por presión de las televisoras. Una postal vergonzosa de México para el mundo la dio Televisa hace unos días, cuando utilizó la tecnología digital con el propósito de borrar la imagen de Creel de la pantalla. Mientras sus noticiarios informaban de los foros en los que se discute la reforma energética e ilustraban sus notas con escenas de los senadores y especialistas, la imagen de Creel fue penosamente «difuminada» para que sólo se vieran en pantalla los no castigados.

Es una vergüenza, con este tipo de sucesos se pone de manifiesto la necesidad de una nueva ley que permita una mayor pluralidad, que no borre a nadie de la pantalla.

Al día de hoy los legisladores no han cumplido con su compromiso, no se ha ajustado la ley de radio y televisión ignorándose los mandatos de la suprema corte y la proximidad de las elecciones parece revivir los miedos cíclicos de los políticos que aspiran a salir en la tele para existir a costa de lo que sea, y eso incluye ridículos históricos como la aprobación de la Ley Televisa. Por eso urge una nueva ley de medios, ya basta de que Televisa y Azteca decidan hasta quien existe y quien no en una pantalla, le dicten leyes a los legisladores y sean la única opción para informarse con esos criterios de borrar quien atente contra sus intereses.

 Por lo anterior este Frente exige  al congreso que avance con la reforma integral de los medios electrónicos y manifiesta su respaldo a todos los legisladores que dejen de lado el miedo a no salir en la tele y se comprometan con esta demanda ciudadana.

 Hechos como el borrado de Creel no sucederían si hubiera reglas claras y más opciones en el panorama de los medios.

Comments

Comentarios

You may also like