Derechos Humanos: Ostracismo y burocratismo

por Pablo Vargas González / DESDE ABAJO

Llegamos al 62 aniversario de la Declaración Universal de los Derechos Humanos establecida en 1948 por la Organización de las Naciones Unidas, “sin pena ni gloria” lo que es decir en estos años de inseguridad pública generalizada en México significa un retroceso puesto que la vulnerabilidad de los ciudadanos ante la transgresión de sus derechos fundamentales ha crecido enormemente, sin el amparo de las instituciones que deberían garantizar su protección.

Dos claros ejemplos de lo que sucede en el momento actual en torno a fortalecer las instituciones autónomas en la defensa de los derechos humanos para los ciudadanos. Los proporcionan los “poderes públicos” en torno a la percepción que tienen sobre los derechos Humanos, en lo que sobresale su carencia de sensibilidad y la posición “chambista” y “corto placista” (“pragmática”) de los actores políticos y gubernamentales.

En primer caso destaca la falta de revisión y aprobación de la reforma en derechos humanos aprobada de manera limitada por el Senado en el mes de abril de 2010 se encuentre paralizada debido al veto que le han impuesto los partidos mayoritarios en la Cámara de Diputados, lo cual reflejan el temor por prevenir, regular e incluso sancionar las violaciones a los derechos humanos.

El Senado ha aprobado una serie de modificaciones importantes que darán paso a generar en México un régimen político que respete los DH y sea afín a las convenciones internacionales. Una de las diferencias que los partidos no quieren incluir es precisamente el papel del Ejército y los militares respecto al orden y a las leyes civiles. Estos partidos se resisten a regular “el fuero militar”, crucial en estos momentos en que los militares son un factor en la “guerra contra el narcotráfico” que emprendió desde 2006 el actual gobierno federal.

Las críticas a la posición de ostracismo y e falta de decisión para proteger a la ciudadanía ha rebasado las fronteras, organizaciones civiles nacionales e internacionales han llamado a que se continué con el proceso de reformar y armonizar la legislación mexicana desde la perspectiva de los derechos humanos. La organización Amnistía Internacional (AI) instó al Gobierno de México y a ambas Cámaras del Congreso de la Unión a priorizar reformas fundamentales en materia de derechos humanos, incluida la restricción de la jurisdicción de la justicia militar.

La organización Amnistía Internacional AI se dirigió a las autoridades mexicanas para urgir que se adopten reformas esenciales durante esta legislatura con el objetivo de que México “armonice” sus normas internas con sus obligaciones internacionales de derechos humanos. Recordó que México ha jugado un papel importante en el desarrollo del derecho internacional de los derechos humanos desde la adopción de la Declaración Universal de los Derechos Humanos en 1948. Sin embargo, dijo, todavía no ha incorporado todas las obligaciones adquiridas en el derecho interno del país.

Otro ejemplo es la tardanza y el sesgo que hicieron en el Senado para integrar dos consejeros del Consejo Consultivo de la Comisión nacional de Derechos Humanos (CNDH), como lo hicieron en 2009 los partidos manipularon la convocatoria y el procedimiento para hacer la selección este año. Como siempre “manosearon” e impusieron una decisión de “cuotas” con lo que una institución ciudadana se pone en riesgo, sobre todo al haber ingresado un miembro de la “ultraderecha”.

En las entidades federativas no se “cantan mal las rancheras” los gobierno locales compiten por ocupar los primeros en la fila en la agresión a los derechos humanos, y ejemplos hay a manos llenas, en donde los organismos de derechos humanos en lugar de tener posiciones dignas se sobajan a defender los “derechos humanos de los gobiernos”. Es tiempo de poner en práctica las obligaciones internacionales de derechos humanos en todos los ámbitos de la legislación mexicana y que estos derechos sean accesibles a todas las personas.

Pero también es necesaria una movilización ciudadana en defender los espacios públicos y los derechos fundamentales. Hoy que es el Día Internacional de los DH es importante la reflexión y la sensibilización ciudadana para caminar en una real protección de los derechos ciudadanos.

Comments

Comentarios

You may also like