Denuncia la Barra Ultra Tuza abuso policiaco

Comunicado emitido por integrantes de la Barra Ultra Tuza del club de fútbol Pachuca, en el cual denuncian arbitrariedades y trato inequitativo cometidos en su contra por elementos de la Secretaría de Seguridad Pública de Hidalgo, lo cual -afirman-, demeritó la localía de la afición tuza durante el partido de ida de cuartos de final ante Tigres.

Hoy (domingo 20) fuimos completamente visitantes en nuestra cancha. No por la gente de Tigres sino por el pésimo trato que recibimos.

Empezando desde la marcha que realizamos las barras de Pachuca, donde la gente de Tigres se paseó por la ciudad haciendo burlas a nosotros; burlas que fueron respondidas por la gente de Pachuca, con la desventaja que la policía le dio preferencia a la gente de Tigres, deteniendo a aficionados tuzos, golpeándolos impunemente y amedrentando a la gente que íbamos caminando, con sus escopetas apuntándonos y cortando cartucho, cuando no somos ningún grupo delictivo y menos un grupo armado; sólo somos jóvenes aficionados a un club de futbol; jóvenes que incluyen mujeres y algunos que ya tienen una responsabilidad de una familia y que nos acompañan cada partido, donde la policía sólo puso en riesgo la integridad de todos los que íbamos en la marcha.

El mismo trato que recibimos a lo largo del recorrido, desde preparatoria número uno, lo recibimos en el estadio, donde la incapacidad de la Seguridad Pública del Estado permitió a la gente de Tigres pasearse y provocar a nuestra gente, y en vez de llevarlos a su lugar en su tribuna, lo más sano fue tirar gases lacrimógenos, detener a chavos integrantes de todas las barras y golpear a otro tanto de nuestros amigos; hecho de que de ninguna manera vamos a tolerar porque lo que ocurrió lo originó el pésimo dispositivo de seguridad que se implemento y la falta de preparación de la policía estatal para controlar masas.

Al interior del estadio, la misma policía estatal continuo con su trato parcial y preferencial, evitando el acceso de una pañalera argumentando que tenia pirotecnia, cuando únicamente llevaba las cosas propias de un bebe. Se nos recogieron encendedores de manera arbitraria, amenazando a nuestra gente sin importar si eran o no mujeres; empezaron con los argumentos de que había gente vetada para retirarlos del estadio aún con boleto en mano, mientras tanto le abrieron la puerta a 30 personas que venían de Nuevo León sin preguntarles si tenían o no boletos, pero por «cuestiones de seguridad» se les dejaron entrar por la puerta más cercana, pero nosotros no podíamos acercarnos a ninguna puerta porque «estábamos muy violentos y agresivos», aun cuando ya no quedaba nadie al exterior de estadio.

Y al término del partido, una niña de aproximadamente 13 años fue golpeada de manera artera y cobarde por parte de la gente de Tigres en la tribuna Poniente; la gente de Tigres la golpeó con una hebilla en la cabeza, haciéndole una herida. Al momento de querer defender a esa familia, la policía defendió a la gente de Tigres y otra vez se fue encima de la gente de Pachuca.

Todos los integrantes de barra, independientemente de cuál seamos RECHAZAMOS categóricamente cualquier manera de violencia, pero no permitiremos un trato tan injusto y agresivo como el que se nos dio el día de hoy (domingo 20) en nuestra casa.

Nosotros como barristas hemos hecho un esfuerzo por dejar de lado diferencias inútiles y hemos optado por jalar hacia el mismo lado, en pro de PACHUCA. No pedimos privilegios, ni estar al margen de las normas del estadio, pedimos que el trato sea equitativo e imparcial; pero sobre todo respetuoso para mantener el orden que siempre ha prevalecido en nuestra casa.

Si buscamos todos orden hay que hacerlo por los medios y de las formas correctas. Hoy nos queda de manifiesto que la Dirección de Seguridad Pública Estatal tienen una total incapacidad de controlar un evento como el de hoy, donde la afluencia iba a ser mayor y donde el ambiente estaba bastante caliente. Hoy mostraron que los nervios les ganan y (creen que) lo más sano es golpear e intimidar a la gente.

Por ello EXIGIMOS una plática abierta y frontal con el encargo de los dispositivos de Seguridad de cada partido, porque otra situación como la de hoy, no la vamos a permitir.

Nunca hay que ser «Candil de la calle y obscuridad de su casa»

BARRA ULTRA TUZA DEL PACHUCA

Comments

Comentarios

You may also like