Urge rescatar a #Mexicana

Las dirigencias sindicales de sobrecargos, pilotos y personal de tierra de Mexicana de Aviación señalaron la “corresponsabilidad” del gobierno federal en la situación de la aerolínea, y llamaron a las autoridades a intervenir “activamente” en el rescate de la empresa, cuyo cierre dejó sin empleo a 8 mil 687 trabajadoras y trabajadores.

Lo anterior lo informó en conferencia Fernando Perfecto, secretario general de la Asociación Sindical de Pilotos Aviadores (ASPA), quien acusó que a un año y cuatro meses de la suspensión de actividades de la aerolínea “no ha habido voluntad política” para encontrar una solución al conflicto.

Indicó que en vez de intervenir para que con el rescate de la empresa se conserven más de 8 mil fuentes de trabajo y la estabilidad de la industria aérea, el gobierno federal se ha dedicado a “impedir a toda costa el regreso de Mexicana”, apoyando la conformación de “un cártel de aerolíneas” que no ha podido cubrir las operaciones que realizaba esta empresa.

Además acusó a las autoridades de hostigar a grupos inversores interesados en la capitalización de la aerolínea, como Iván Barona y Tenedora K, mediante requerimientos como auditorías ante el Servicio de Administración Tributaria.

Mientras que “Gastón Azcárraga y su administración, quienes a través de maquinaciones dejaron a la aerolínea en el estado de concurso mercantil” permanecen en la impunidad, advirtió Perfecto.

Por ello, dijo, “es posible sustentar que el gobierno federal es corresponsable junto con Gastón Azcárraga de la situación de Mexicana, y, en esa medida, debe ser corresponsable en su solución”.

La sentencia del concurso mercantil, en el que actualmente participan tres grupos inversores interesados en capitalizar a la aerolínea, se definirá el próximo 10 de febrero, y del laudo depende si las y los más de 8 mil sobrecargos, pilotos y personal de tierra recuperan sus empleos.

YA VAN 16 MESES SIN SUELDO

Miguel Ángel Yúdico, secretario general de Sindicato Nacional de Trabajadores de Transportes, Transformación, Aviación, Servicios y Similares (SNTTTASS), señaló que las y los trabajadores están en una situación económica “desesperante”, ya que tienen 16 meses sin percibir salario.

En esta circunstancia permanecen alrededor de 6 mil trabajadoras y trabajadores sindicalizados y 2 mil de confianza. Tan sólo en el SNTTTAS hay 2 mil 500 empleados que conforman el personal de tierra, de los cuales las mujeres representan el 40 por ciento.

En ASPA el personal contratado por Mexicana suma mil 168 personas, de las cuales 27 son mujeres. Mientras que en la Asociación Sindical de Sobrecargos de Aviación (ASSA) hay mil 500 empleados que laboran para esa aerolínea, de los cuales el 70 por ciento son mujeres.

Además de la pérdida de 8 mil 687 empleos directos, las organizaciones sindicales calculan que con el cierre de la empresa se perdieron 200 mil fuentes de trabajo indirectas. De igual modo, la entrada de Mexicana en concurso mercantil perjudicó a la industria aérea nacional y favoreció a la extranjera.

Jorge Jácome, presidente de la Asociación de Empleados de Confianza del Sector Aeronáutico Mexicano, expuso que mientras las aerolíneas nacionales de 2010 a 2011 aumentaron 3 por ciento la cantidad de pasajeros, en América Latina el crecimiento fue de 12 por ciento.

Aunque aumentó ligeramente el número de viajeros, las operaciones en el sector nacional cayeron 5 por ciento, al tiempo que crecieron las operaciones de las aerolíneas extranjeras en el país, expuso Jácome con base en datos de la Dirección General de Aeronáutica Civil.

Desde la salida de Mexicana, las aerolíneas internacionales han crecido 14 por ciento, tan sólo de enero a noviembre de 2011 el número de pasajeros pasó de 16.2 a 18.3 millones.

En tanto, el crecimiento de las empresas nacionales está 27 por ciento debajo de 2010 y 37 por ciento con respecto a 2008. La capacidad de estas aerolíneas les ha permitido cubrir 24 por ciento de los 55 mercados nacionales que cubría Mexicana, y 25 por ciento de los 60 mercados internacionales a donde llegaba.

De acuerdo con la información oficial, hay cobertura total de las rutas, pero existe un déficit de 75 por ciento en su capacidad de operación.

El vacío que dejó la empresa fue de 119 aviones, equivalentes a 13 mil 624 asientos. Hasta noviembre del año pasado se habían incorporado al mercado nacional un total de 27 equipos, que significan 3 mil 839 asientos.

A este ritmo el país requerirá al menos cuatro años para recuperarse de la salida de Mexicana, pero persistiría la brecha entre las aerolíneas nacionales y extranjeras, principalmente las estadounidenses.

En este escenario, las dirigencias sindicales confiaron en que en los días siguientes los inversionistas interesados en capitalizar a la aerolínea obtengan una respuesta positiva por parte de las autoridades y no el trato “hostil” que hasta ahora han recibido, para que la sentencia del concurso mercantil sea favorable al rescate de la empresa.

ASSA EMPLAZA A HUELGA

Si Mexicana es declarada en quiebra, sobrecargos, pilotos y personal de tierra presentarán recursos jurídicos para ampararse y llevarán a cabo acciones de protesta más contundentes, advirtió el secretario general de ASPA.

Previendo esta situación como uno de los posibles panoramas, la ASSA presentó hoy ante la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje un emplazamiento a huelga, para ampliar la protección de los derechos laborales de las y los sobrecargos.

Así, en caso de que las autoridades argumenten que no tienen recursos económicos para pagar las liquidaciones y derechos adquiridos por las y los trabajadores, podrán demandar los recursos materiales de la empresa, como una forma de saldar esta deuda, indicó a Cimacnoticias Ricardo del Valle, secretario general de ASSA.

Fuente: CIMAC

Comments

Comentarios

You may also like