La UNAM encuentra que el agua de LA ESTANZUELA produce MUTACIONES GENÉTICAS


Un estudio de la Facultad de Ciencias de la UNAM alerta que el agua de la presa La Estanzuela, la cual abastece de agua a los municipios de Pachuca y Mineral del Chico, presenta altos niveles de toxicidad aptos para producir mutaciones genéricas.

El análisis citado por el diario SinEmbargo.mx revela que el agua de la muy visitada presa tiene metales pesados como alumino, cobre y zinc lo cual, concluye, es un factor de genotoxicidad; es decir, que es capaz de dañar material genético.

El estudio fue realizado por Elena Flores Callejas, María Fernanda Olivares Flores, Ana Cecilia Luis Castañeda y Alejandra del Rocío Rivera Estrada, alumnas de la Facultad de Ciencias de la UNAM, con la asesoría de la académica Diana Patricia Ascencio Gorozpe.


La investigación llamada «¿El agua contaminada puede ocasionar mutación en los genes?», realizado en el laboratorio de Genética y Evolución de la Facultad de Ciencias de la UNAM, obtuvo el primer lugar en el concurso Expociencias Ciudad de México 2020 en el área de biología, informó SinEmbargo.mx.

Aplicando el ensayo de mutación y recombinación somática (SMART) en el organismo conocido como «mosca de fruta» (Drosophila melanogaster), las alumnas evaluaron la existencia de metales, sobre todo alumnio, cuya presencia en el agua de La Estanzuela supera lo establecido por la norma NOM-127-SSA1-1994.

La alumna Ana Cecilia Luis indicó que no existían evaluaciones sobre las condiciones fisicoquímicas del agua de la presa, pero se concluyó que tiene genotoxicidad, o sea, es capaz de producir mutaciones genéticas aunque —acotó—, «aún es necesario averiguar de qué manera”.

Por supuesto, esto deberá ser del interés de las autoridades biológicas, forestales, ecológicas y sanitarias de Hidalgo, quienes deberán determinar si quienes hemos consumido esta agua toda la vida, estamos en riesgo.

Comments

Comentarios


You may also like