General

Durante la presentación de la Agenda Ambiental para la región de Tula, la diputada María Luisa Pérez Perusquía, presenta de la Comisión de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Cambio Climático del congreso local explicó que “las autoridades de los distintos órdenes de gobierno, en coordinación con el sector privado y la sociedad, debemos generar las condiciones necesarias para garantizar este derecho, reconocido en nuestra Constitución”.

En el acto, encabezado por el Secretario de Medio Ambiente, Benjamín Rico Moreno; de Salud, Marco Antonio Escamilla, el alcalde de Tula, Ismael Gadoth Tapia y las diputadas Gloria Romero y Arely Miranda, la coordinadora priista destacó la problemática ambiental “que afecta a nuestro planeta en los últimos años”.

Pérez Perusquía expuso que “la región de Tula es una de estas zonas mayormente afectadas, posicionándose como una de las regiones más contaminadas del mundo, la cuenca atmosférica que concentra a 12 municipios y en la cual habita el 16% de la población estatal, lo que representa la urgente necesidad de tomar medidas para abatir esta problemática”.

Sin embargo, refirió también que “hoy, gracias al compromiso del Gobernador Omar Fayad Meneses y la suma de esfuerzos del Gobierno Federal, se vislumbra por fin una alternativa para la mejora de la calidad del aire, del agua y del suelo en esta región de Hidalgo, en beneficio de las miles de familias que, durante años, se han visto afectadas”.

“Esta alternativa es la agenda ambiental que hoy se presenta, un documento que, en poco tiempo, ha alcanzado una gran relevancia, destacando por su amplia convocatoria, al sumar a los tres niveles de gobierno e integrar voces de activistas, académicos y diversas instancias que suman esfuerzos para mejorar la calidad de vida de la población del estado.

La legisladora priista destacó que “en el Congreso del estado de Hidalgo, la Comisión de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Cambio Climático comparte los objetivos de esta Agenda y por ello, manifiesto mi reconocimiento al liderazgo y la voluntad política del Gobernador Omar Fayad quien, desde el inicio de esta administración,nos ha dado un claro ejemplo de cómo la coordinación de acciones, por encima de las diferencias políticas, siempre rinde resultados”.

Pérez Perusquía destacó el trabajo de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales del estado y su titular, Benjamín Rico Moreno, “responsable de la conformación de la agenda ambiental, por el trabajo realizado para impulsar la construcción de acuerdos que hacen posible un Hidalgo más limpio”.

Al mismo tiempo, “al Gobierno Federal que, a través de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, el Secretario Víctor Manuel Toledo ha dado muestra de su compromiso con la región de Tula al emitir la declaratoria de zona de restauración ecológica, designando al doctor Benjamín Ortiz Espejel, Comisionado para la Coordinación deestas acciones conjuntas con el Gobierno de nuestro estado”.

Finalmente, Pérez Perusquía informó que “junto con mis compañeras diputadas Noemi Zitle, Areli Miranda y Corina Martínez, así como mi compañero diputado Víctor Guerrero, integrantes de la Comisión de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Cambio Climático, habremos de seguir este proceso para impulsar las reformas al marco normativo necesarias y participar de las mesas temáticas que se generen, asumiendo nuestra responsabilidad en el impulso de la asignación de recursos que permitan la ejecución de la agenda ambiental”, concluyó.

Durante el diálogo que sostuvo el presidente Andrés Manuel López Obrador con la comunidad del Hospital Rural número 30 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Ixmiquilpan, para hablar de la atención médica y medicamentos gratuitos, el gobernador Omar Fayad reconoció los esfuerzos que el gobierno federal lleva a cabo por el sector salud, por lo que reiteró su compromiso de hacer de Hidalgo, un estado con salud, más próspero y de más desarrollo.

En la gira de trabajo por el corazón del Valle del Mezquital, aseguró estar convencido de que “la inversión de recursos en este sector debe observarse, debe ser clara, tangible y transparente; hoy los hidalguenses deben encontrarse en mejores condiciones, con más medicamento, con una mejor y más rápida respuesta en situaciones de crisis, con la atención íntegra por parte del personal, con hospitales dignos y con el convencimiento de que no nos detendremos hasta lograr mayores beneficios para los más necesitados”.

Insistió en que para los mexicanos como para los hidalguenses es de suma importancia la eficacia de los servicios, pero también un trato digno y profesional; “aún no estamos satisfechos, no podemos estar conformes mientras los avances no sean generalizados y compartidos por todos los hidalguenses, particularmente por aquellos que se ubican en las zonas con mayores carencias”.

En Ixmiquilpan, el presidente López Obrador elogió el trabajo coordinado que tiene con el gobernador Omar Fayad. "Nobleza obliga" reconocer al mandatario, dijo.

El jefe del Ejecutivo nacional instó a dejar a un lado las diferencias, al tiempo que llamó a la unidad porque ‘la patria es primero’: “por eso le agradezco mucho al gobernador Omar Fayad, estamos trabajando de manera coordinada, hasta en los momentos más difíciles. Nobleza obliga” puntualizó el presidente.

Zoé Robledo Aburto, director general del IMSS, afirmó que durante la gira 54 de los encuentros por la salud, se ha cumplido el compromiso de acudir a los lugares donde están los problemas, sobre todo cuando la actuación en esta materia tiene el propósito de la transformación.

Víctor Ignacio Bautista García, director del nosocomio, manifestó que esta institución es una escuela modelo en la atención integral de la salud y que brinda atención a personas de 28 municipios alejados como Chapulhuacán, Tlahuiltepa y Pisaflores en atención a cerca de 140 mil personas, de las cuales 20 por ciento son hñahñús.

Previo al diálogo, las autoridades de los tres órdenes de gobierno llevaron a cabo un recorrido por las instalaciones del hospital, reconocieron el trabajo de los médicos, enfermeras y trabajadores sociales.

Se destapó a la gubernatura de Hidalgo el senador Julio Menchaca Salazar; o al menos así ocurrió en el discurso del jefe de las y los senadores de Morena, Ricardo Monreal Ávila, quien dijo «(Julio Menchaca) ha estado en todos los cargos… sólo le falta uno», destacó el zacatecano, desatando los gritos de «¡Julio, Julio!», al cerrar el rol de oradores durante el primer informe de actividades de Menchaca Salazar, este martes en un abarrotado teatro Gota de Plata. Ahí, el senador hidalguense logró reunir a en un mismo estrado al gobernador Omar Fayad Meneses y a la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero; a la presidenta de Morena, Yeidckol Polevnsky y al presidente del Senado, Martí Batres Guadarrama; diputados locales, federales, líderes de Regeneración Nacional en todo el Estado. Sabedor de su momento, Menchaca salió del acto por entre las multitudes que no dudaron en decirle que «¡No tenemos otro gallo!», una opinión que seguramente comparten varios morenistas que no le ven estatura a alguien más en el escenario local dentro de su partido.

Reconocer en la Constitución los aspectos fundamentales de los Acuerdos de San Andrés es uno de los pendientes del Gobierno de México; por ejemplo, el reconocimiento de los pueblos y comunidades indígenas como sujetos de derecho público; el ejercicio y la implementación de su derecho a la libre determinación y autonomía, así como el reconocimiento del derecho sobre sus tierras, territorios, bienes y recursos naturales.

Así lo manifestó el titular del Instituto Nacional de Pueblos Indígenas (INPI), Adelfo Regino Montes, durante el foro de consulta celebrado en Ocosingo, Chiapas.

El proceso de consulta libre, previa e informada para construir la reforma constitucional y legal sobre derechos de los pueblos indígenas y afromexicano continuó este domingo 21 de julio en Ocosingo y Comitán, Chiapas, así como en La Paz, Baja California Sur.

Durante su participación en el foro de consulta de la región Las Cañadas de Chiapas, realizado en Ocosingo, Regino Montes recordó este emblemático lugar y la histórica lucha de los pueblos indígenas por el reconocimiento constitucional de sus derechos.

A nombre del Gobierno de México pidió perdón por las omisiones y dolorosas acciones que por mucho tiempo ha ocasionado el Estado y que han afectado la vida de los pueblos indígenas de Chiapas y de todo el territorio nacional.

“Hoy queremos corregir el doloroso rumbo de la historia; no podemos pensar en un país justo, libre y soberano si no se reconocen y respetan los derechos fundamentales de los pueblos indígenas, y sólo lo vamos a lograr con la participación y la palabra de todas y todos, plasmando nuestras legítimas aspiraciones de vida en la agenda nacional.”

En Ocosingo, mujeres piden derecho a tenencia de la tierra

En este foro, los pueblos indígenas pidieron que se respete su autonomía y libre determinación para regirse bajo sus propios sistemas de organización. Consideraron fundamental tener mayor representatividad ante los distintos niveles de gobierno, especialmente en el orden municipal para tomar decisiones en asuntos que inciden de manera directa en sus comunidades y en la administración de recursos.

Las y los asistentes declararon que en esta nueva relación con el gobierno es necesario que se modifiquen las leyes y se armonice el sistema judicial y penal para reconocer sus sistemas normativos, así como el acceso a la justicia respetando sus derechos humanos. Consideran fundamental la presencia de peritos y hablantes de lenguas indígenas en las instancias correspondientes para mejorar los procedimientos jurídicos.

En el diálogo, los pueblos indígenas pidieron que se reconozca en la Constitución su derecho pleno sobre el uso y aprovechamiento de sus tierras, territorio y recursos naturales. Expresaron que es imprescindible que sean las comunidades quienes autoricen la implementación de proyectos de desarrollo y megaproyectos extractivos. En este sentido, las mujeres participantes manifestaron la necesidad de que esta propuesta integre sus derechos de acceso a la tenencia de la tierra.

En lo que respecta a la educación, los pueblos indígenas hicieron hincapié en la necesidad de un cambio en el modelo educativo actual. Buscan que se reconozcan y se dé apoyo a sus propios proyectos de educación comunitaria, mejorar la infraestructura en la materia y brindar estímulos y herramientas que aseguren su acceso a la educación en todos los niveles.

En Comitán piden reconocimiento de partería tradicional en el sistema de salud

Mientras tanto, en Comitán se desarrolló el foro de consulta perteneciente a la región Frontera Sur, que inició con una ceremonia tradicional a cargo de rezadores del pueblo tojol-ab’al, del municipio de Las Margaritas, para agradecer a la Madre Tierra la presencia de los pueblos indígenas y pedir que el foro concluya para bien de todos.

Las y los representantes consideraron necesario que el Estado reconozca los acuerdos de las asambleas para la creación de normas con pertinencia cultural; pidieron que se privilegie el aprovechamiento de las tierras, territorios y recursos naturales para los pueblos indígenas por encima de los intereses de terceros, así como reconocer el concepto de trabajo comunitario como parte de su organización.

Las mujeres indígenas expresaron su solicitud de garantizar que en las instituciones de salud se reconozca la partería tradicional para asegurar su acceso a un trato digno, culturalmente pertinente y a un parto humanizado.

Por otro lado, se pidió ampliar los servicios de telecomunicaciones para garantizar el acceso a internet y telefonía rural, así como para lograr la actualización de contenidos educativos para la enseñanza del conocimiento ancestral, medicina tradicional y lenguas indígenas en las escuelas públicas de las comunidades.

En La Paz solicitan políticas económicas para evitar migración de pueblos indígenas

En la frontera norte del país se realizó el foro de consulta en La Paz, Baja California Sur, con la participación de 205 representantes de los pueblos mazateco, mixteco, zapoteco, náhuatl, mayo, tepehua, chinanteco, purépecha, mixe, huichol, totonaco, cora, yaqui, cochimí y afromexicano, en su condición de migrantes asentados en los municipios de La Paz, Los Cabos, Mulegé, Comondú y Loreto, así como de autoridades estatales y federales.

En este espacio el pueblo afromexicano solicitó el reconocimiento de sus derechos fundamentales en la Constitución, destacando la protección y fortalecimiento de sus manifestaciones culturales y tradiciones; reconocimiento de su participación en todos los aspectos de la vida pública nacional y en la historia de México, así como su representatividad en los tres órdenes de gobierno.

Asimismo, los pueblos indígenas exigieron que el Gobierno de México implemente políticas económicas, programas de desarrollo y políticas públicas para evitar que la población indígena se vea obligada a migrar de sus comunidades de origen. Además, pidieron que los derechos de los trabajadores indígenas sean respetados y que cuenten con condiciones de trabajo dignas dentro y fuera de la República mexicana.

Por último, en todos los foros se nombró a los representantes que conformarán comités de seguimiento compuestos por miembros y representantes de los pueblos indígenas presentes, quienes tomaron protesta y dieron lectura a los acuerdos finales que concluyeron durante la etapa consultiva.

Representantes de cincuenta comunidades de Ixmiquilpan, entre delegados, delegadas y comités de obra, se manifestaron en la Secretaría de Obras Públicas y Ordenamiento Territorial (SOPOT) del gobierno del Estado, exigiendo obras de infraestructura comprometidas desde el año pasado.

Liderados por Susana Paz y Vicente Charrez, los comuneros fueron recibidos por el titular de la SOPOT, José Meneses Arrieta, luego de dos horas de sitio a las oficinas de la secretaría.

Lo delegados y delegadas solicitaron que se cumplan los convenios de acuerdo firmados en febrero y agosto de 2018 entre los comités y las secretarias de Gobierno y de Obras Públicas y Ordenamiento Territorial, para infraestructura tales como techados, tanques de agua y servicios básicos.

Los líderes ixmiquilpenses demandaron al gobierno del Estado «se destine el recurso para estos pueblos que han estado en el olvido», y censuraron la presencia de policías estatales a las afueras de la dependencia, pues realizaban una «manifestación pacífica y legítima», sostuvieron.