Alejandro Escobar

Dos personajes, una cultura ¿Es posible compararlos?