Opinión: Granados Chapa, oportunidad para la LX Legislatura

. La convocatoria emitida por el congreso solicita las postulaciones ciudadanas “para proponer candidatos y/o candidatas para recibir el galardón denominado ‘Presea Pedro María Anaya’, a fin de reconocer en vida, los méritos de el o la hidalguense, que se destaque por su obra y aportaciones en las diversas áreas del conocimiento humano o el arte y cuya acción redunda en beneficio del desarrollo de la Entidad” ¿Quién mejor que el maestro Granados Chapa cubre estos requisitos?

Por Tania Meza Escorza / Desde Abajo

El pasado viernes 15 de agosto, diversos representantes de organizaciones de la sociedad civil, así como varios directores de medios de comunicación locales, realizamos la petición formal ante el Congreso del estado para que se otorgue al maestro Miguel Ángel Granados Chapa la medalla “Pedro María Anaya”, que la legislatura local asigna a los más distinguidos hidalguenses vivos.

La convocatoria emitida por el congreso solicita las postulaciones ciudadanas “para proponer candidatos y/o candidatas para recibir el galardón denominado ‘Presea Pedro María Anaya’, a fin de reconocer en vida, los méritos de el o la hidalguense, que se destaque por su obra y aportaciones en las diversas áreas del conocimiento humano o el arte y cuya acción redunda en beneficio del desarrollo de la Entidad”.

¿Quién mejor que el maestro Granados Chapa cubre estos requisitos? Con todo lo que a la clase política o a la comunidad artística estatales pueda dolerles, el hidalguense más famoso, reconocido e influyente en todo tipo de círculos a nivel nacional, se llama Miguel Ángel Granados Chapa.

Tras un sinnúmero de reconocimientos, premios y distinciones nacionales e internacionales, el maestro Granados ha sido siempre homenajeado en su estado, pero siempre por parte de la ciudadanía de a pie, nunca por parte de las autoridades que miran en él a un fuerte crítico de los procedimientos caciquiles bajo los cuales se rige la política hidalguense.

Hasta ahora, el actual gobierno estatal ha demostrado ser intolerante a la crítica, cerrado e irrespetuoso ante la diferencia.

Apenas el año pasado, la columna “Plaza Pública” del maestro Miguel Ángel Granados cumplió treinta años de aparición y toda la comunidad artística, periodista, académica y política del país se reunió para reconocer desde distintos foros a nuestro distinguido paisano.

Inclusive, varios gobernadores de otras entidades lo reconocieron y hasta le organizaron homenajes. Por su puesto, entre esos mandatarios no se incluyó Miguel Ángel Osorio Chong, quien a penas y concedió en hacerle una felicitación telefónica, de manera privada. Ni qué decir de cuando el maestro fue designado como integrante de la Academia Mexicana de la Lengua en este año que transcurre. En esa ocasión, el gobierno del estado guardó absoluto silencio.

No. El poder ejecutivo actual no reconocerá a Granados Chapa, eso ha quedado perfectamente claro, pero esta situación no significa que nuestro poder legislativo no decida saldar la deuda histórica que las autoridades estatales tienen con el más distinguido y connotado hidalguense de los últimos tiempos.

Ojalá que la LX legislatura cuente con la cordura y la humildad ante la crítica que hasta ahora no ha mostrado el ejecutivo.

Comments

Comentarios

You may also like