Nos vemos en el 2011

La elección por la gubernatura no se decidirá el 4 de julio. El PRI se encuentra con la valiosa oportunidad de eliminar la competencia que le genera Xóchitl Gálvez, una vez que denunció ante el Instituto Estatal Electoral que la candidata opositora realizó proselitismo electoral en las instalaciones de la Secretaría de Educación Pública del Estado, acto violatorio a la Ley Electoral que el oficialismo hidalguense tendrá que acreditar fehacientemente. En tanto, la coalición “Hidalgo Nos Une” correrá para disuadir legalmente lo que ha sido el más grave de sus errores en campaña. Este intrincado asegura, en tanto, que independientemente de quien gane en las urnas, a él o la próxima gobernadora de Hidalgo la habrá de elegir un tribunal, ratificando o contraviniendo la voluntad misma de los hidalguenses. Algo no deseable en democracia, pero parte de su juego en cuanto a procesos de elección. Así que, más vale ser pacientes, porque esto podría definirse cercano el 2011.

Comments

Comentarios

You may also like