PEMEX y privatización, a consulta nacional

PABLO VARGAS GONZÁLEZ

La propuesta que faltaba, que representa la “Joya de la Corona” del “Pacto por México” sin lugar a dudas es la reforma energética, que incluye no solo abordar cambios sustantivos a la propiedad de los recursos naturales (petróleo, gas, energía eléctrica) sino también el papel de México como una país colonizado. Dado que se juega la soberanía nacional, requiere una consulta extensa a los mexicanos y mexicanas.

Empeiza una lucha mediática por quién puede convencer. Sin embargo en las redes sociales, la iniciativa del presidente Peña Nieto va perdiendo terreno, y se adelanta una rotunda negativa a la posibilidad de que se entreguen los recursos naturales a empresarios, nacionales y extranjeros. Pero todos sabemos que las redes sociales no son vinculantes pero si un significativo estado de ánimo de algunos sectores sociales.

En la TV y la Radio Comercial, completamente monopolizada por intereses económicos es preponderante la oferta de “Modernización” del gobierno federal. Inclusive hablan de quitar los “Mitos” y de “hacer a un lado los prejuicios históricos”, es decir se habla de que el nacionalismo sobre el petróleo es un mito pasado de moda. Esto habría que comprobarlo y precisamente hace falta una real Consulta nacional como ocurrió en 2008 cuando Felipe Calderón también quería imponer una “reforma petrolera”.

Hasta ahora los postulados de la propuesta presidencial, que los únicos que la han aplaudido son los países y empresas transnacionales interesadas en la riqueza mexicana. Hay desde la cancha oficial muchas promesas (Esos si son Mitos geniales): en sus cinco puntos fundamentales propone:

1) Permite al Estado firmar contratos de utilidad compartida con el sector privado, con ello va generar energía más barata para todas las familias mexicanas. Con los contratos de utilidad compartida el país, se dice que “no privatiza” pero pagaría parte de las ganancias a las empresas transnacionales. 2) Propone un nuevo régimen fiscal para Pemex. En la iniciativa de reforma hacendaria se propondrá un nuevo esquema de contribuciones para Pemex en donde el gobierno, ahora si actuará con racionalidad.

3 y 4 Impulsa la reestructura de Pemex. Se promete que Pemex se modernizará y que se mejorarán las condiciones de transparencia y rendición de cuentas de Pemex. Algo impensable mientras se de apoyo y protección a los líderes sindicales, Jeques Petroleros del Sindicato (STPRM).

5) Indica reglas de contenido nacional en las compras y proyectos de infraestructura de la paraestatal. Su objetivo es utilizar el gran poder de compra del sector energético como palanca de desarrollo de la nueva política industrial mexicana.

Todo ello tiene fuertes implicaciones en tres ámbitos: 1) privatización de los recursos naturales sobre todo por la modificación del Art. 27 Constitucional, existen temores reales de que se privaticen los recursos naturales (petróleo, gas y Luz) 2) perdida en la soberanía nacional y 3) en las condiciones de vida de los sectores sociales populares.

En caso de los Pueblos Indígenas no se han considerado a fondo la magnitud de la reforma energética y el impacto que puede tener en territorios y pueblos, que pueden perder su identidad cultural y el control de regiones y comunidades en zonas petroleras. La reforma del gobierno es también desnacionalizadora porque descalifica la mano de obra de técnicos y científicos mexicanos.

Hay que ser claro. El caso de PEMEX y de los recursos naturales son propiedad de la nación y no de algunos gobernantes y partidos políticos. Por lo cual se requiere el conocimiento y acuerdo mayoritario, y no debe circunscribirse a la “democracia representativa”, de que sean los “representantes populares” los que tomen la decisión.

Por eso es valiosa la propuesta de cientos de organizaciones civiles que organizan una Consulta Nacional para el 1° de septiembre. En cada plaza pública, al menos habrá una casilla en cada municipio para que el ciudadano de su opinión: si o no está de acuerdo con la privatización- modernización de PEMEX.

Comments

Comentarios

You may also like