Ante Trump, se puede confiar en AMLO

Contrario a Trump, López Obrador no es un político (en general, una persona) que hable por hablar. Me parece que tenemos en la silla presidencial a un personaje que mide bien sus palabras, no obstante las burlas que le ha valido escoger bien los sustantivos y adjetivos que usa cuando expone su prestigio. Contrario al mandatario estadounidense que no tiene filtros y riega una verborrea de amenazas e insultos en cada oportunidad. De tal modo, el amague de Washington sobre los aranceles escalados del cinco por ciento a las exportaciones mexicanas sobre el pretexto de que México no frena la migración hacia el norte, ha tenido una buen respuesta por parte de AMLO. Fiel a su estilo, condescendiente en la forma pero sólido en el fondo, el presidente invita a la búsqueda de alternativas, es real que quiere una buena relación con el vecino norteño, mientras afirma que no se dejará intimidar. Al mismo tiempo, el jefe de las relaciones con América del Norte, Jesus Seade, sostuvo que el país responderá «fuerte» si Mr. Donald avanza en su beligerancia. Por primera vez en muchas décadas contamos con un Ejecutivo que no cede ante la Casa Blanca. Los hechos juzgarán mi declaración, más así lo creo. Como una roca ante el huracán, intuyo que Obrador mantendrá su posición y más pronto que tarde, ese viento neurótico cederá.

Comments

Comentarios

You may also like