Registra Hidalgo más de 2 mil agresiones por perro al año

En Hidalgo, durante 2018 la Secretaría de Salud en Hidalgo (SSH) registró en el Sistema de Información en Salud, dos mil 713 agresiones por perro a la población.

Del total de mordeduras mil 155 (42.57 por ciento) ocurrieron dentro de un domicilio, por lo que casi la mitad de las mordeduras fueron producidas por perros que la gente conocía, es decir, por perros de la familia, de vecinos o de las visitas.

Ante esta situación el programa para la Prevención de la Rabia y otras Zoonosis de la Secretaría de Salud de Hidalgo (SSH), da algunas recomendaciones para ser un dueño de mascotas responsable y así contribuir a las medidas para evitar mordeduras o agresiones por perro, entre estas sugerencias destacan:

• Sacar a la mascota a pasear siempre con correa.

• Poner bozal a los perros para evitar mordeduras.

• Considerar no sacar a pasear a su hembra cuando está en celo.

• Esterilizar hembras y machos antes del primer celo o al iniciar su vida adulta.

• No aislar, no amarrar, no enjaular, no encerrar al perro en forma permanente.

• Socializar al animal desde temprana edad, presentándole el mayor número de personas y experiencias posibles.

• No regalar perros con problemas de agresividad.

• Buscar ayuda de algún especialista en comportamiento animal.

• Mantener a sus perros dentro de su domicilio.

• Y evitar que sus animales anden sueltos en la calle.

Para evitar mordeduras de perros a los niños, se aconseja a las madres y los padres lo siguiente:

• No dejar a niños o a adultos mayores y perros juntos sin supervisión.

• Enseñar a sus hijos a respetar las pertenencias y espacios de un perro.

• No tocar los juguetes y ropa de cama de un perro; mucho menos su plato de comida.

• No jugar bruscamente, saltar sobre un perro cuando está descansando o comiendo.

• Preguntar siempre al dueño si se puede o no se puede acariciar a un perro.

• Esperar a que el perro lo vea y lo olfatee antes de acariciarlo.

• No correr hacia un perro ni alejarse de estos corriendo.

• Y no entrar a domicilios o propiedades sin el consentimiento y presencia de los propietarios

Ante la mordedura de cualquier perro, gato o animal doméstico, se debe:

• Lavar de manera inmediata con agua y jabón la herida. Esto puede ser en casa o en el lugar del accidente.

• Tratar de identificar al animal agresor y mantener comunicación con sus dueños o con gente que pueda apoyarlo para reconocer al o los perros agresores.

• Acudir de manera inmediata al centro de salud, unidad de salud y/o hospital más cercano para recibir atención médica, mediante el lavado de su herida y desinfección usando antisépticos especiales.

• El médico tratante analizará las condiciones y posibles causas en las que ocurrió la agresión y determinará si es necesario iniciar un esquema antirrábico.

Comments

Comentarios