Reprueban OSC defensoras de derechos humanos llegada de Ardelio Vargas Fosado a Puebla

El Nodo de Derechos Humanos (Nodho) emitió un boletín en el cual menciona que, con la designación del ex alto mando de la Policía Federal Preventiva (PFP) y la recuperación de proyectos malogrados en el gobierno que encabeza Mario Marín, “Rafael Moreno Valle acaba de revelar su intención de continuar con proyectos que favorecen la especulación inmobiliaria e incluso el lavado de dinero, y que para hacerlo está dispuesto a matar, violar y encarcelar a cuanta gente y comunidades sean necesarios.

Ardelio Vargas, represor. Foto: La Jornada

Puebla, Puebla (LA JORNADA DE ORIENTE).- Organizaciones no gubernamentales especializadas en la defensa de los derechos humanos en Puebla manifestaron ayer su repudio a la inclusión de Ardelio Vargas Fosado en la comisión de transición nombrada por el gobernador electo, Rafael Moreno Valle Rosas, pues advirtieron que sus antecedentes como represor de los movimientos sociales en Oaxaca, Atenco y Lázaro Cárdenas, Michoacán, no dejan lugar a dudas de que el gobierno entrante no está pensando en la concertación política, sino en la aplicación de la fuerza pública para remediar demandas sociales.

El Nodo de Derechos Humanos (Nodho) emitió un boletín en el cual menciona que, con la designación del ex alto mando de la Policía Federal Preventiva (PFP) y la recuperación de proyectos malogrados en el gobierno que encabeza Mario Marín, “Rafael Moreno Valle acaba de revelar su intención de continuar con proyectos que favorecen la especulación inmobiliaria e incluso el lavado de dinero, y que para hacerlo está dispuesto a matar, violar y encarcelar a cuanta gente y comunidades sean necesarios.

Israel Sampedro Morales, de la Red de Defensa de los Derechos Humanos (Reddh), manifestó su preocupación por la llegada de Vargas Fosado, “porque sus antecedentes confirman que para resolver problemas ha privilegiado la represión y la violencia del Estado en vez del diálogo político”.

San Pedro Morales añadió que el gobierno de Moreno Valle debe abstenerse de recurrir a las prácticas fuera de la ley, como la tortura, la desaparición de personas, las ejecuciones extrajudiciales y el espionaje. Algunos de estos métodos fueron aplicados por Ardelio Vargas en Oaxaca y Atenco.

Por otra parte, Fernando Cuéllar Muñoz, representante del Centro de Promoción y Defensa de los Derechos Humanos “Joel Arriaga Navarro”, externó que Vargas Fosado es “una pésima carta de presentación” y que en general la comisión de transición nombrada por Rafael Moreno Valle obedece a “la lógica de los compadres”.

Cuéllar manifestó que aunque hay que darle el beneficio de la duda a Moreno Valle y a Vargas, “no hay que confiarse mucho de las buenas intenciones de que con el pretexto del combate al crimen organizado o a la delincuencia común se reprima a los movimientos sociales.

“Habrá represión”

Por la tarde, el Nodho dio a conocer un boletín fijando su postura sobre Ardelio Vargas Fosado. El texto se reproduce a continuación:

“El pasado miércoles el gobernador electo del PAN–PRD–Convergencia y Panal, Rafael Moreno Valle, al anunciar su equipo de transición advirtió también una nueva ola de violencia e impunidad. No sólo confirma su dependencia política de Elba Esther Gordillo con asesores como Luis Carlos Ugalde y Emilio Zebadúa, no sólo informó el desarrollo turístico entorno a la presa de Valsequillo que ya le costó terror y sangre al pueblo de Azumiatla, sino que además nombra a Vargas Fosado, uno de los responsables de las más brutales represiones de la historia reciente del país que dejaron a su paso muertos, mujeres y hombres violados y cientos de inocentes en prisión, delitos que siguen impunes.

“Es terrible ver que tras los seis años del góber precioso (sic), seis años de agresiones violentas a campesinos, a maestros, a periodistas, a defensores de derechos humanos, seis años de fortalecimiento del sistema de cacicazgos y de que Puebla esté sumergida en la impunidad y en una brutal desigualdad, con un sistema de justicia inoperante, con más mujeres desaparecidas que en Ciudad Juárez y convertida en un gran ‘hotel y casino’ para el ‘turismo sustentable’ del crimen organizado, que después de seis años de obscuridad los siguientes seis años se anuncien aún más obscuros con el maridaje de una de las caciques más brutales de México, Elba Esther Gordillo, y uno de los mayores profesionales del terror y la violencia, Ardelio Vargas.

“Para un personaje que considera que la muerte y el terror son parte de ‘cumplir con su deber’ vale hacer un recuento que en efecto ha sido consistente es su deber de provocar terror desde cargos públicos que le permiten mantenerse impune.

“Vargas Fosado es parte de una de las familias más temidas en la Sierra Norte. Fue alcalde de Xicotepec de Juárez entre 1987 y 1990, y de acuerdo con testimonios de indígenas de la región su gestión se distinguió por el uso de la violencia.

“Entró al Centro de Investigaciones y Seguridad Nacional (Cisen), fue delegado de ese mismo centro en Chiapas en los momentos más cruentos de la guerra de baja intensidad en Chiapas, y lo dirigió entre 2000 y 2005.

“Posteriormente, fue director tanto de la Policía Federal Preventiva como de la Agencia Federal de Investigaciones en uno de los períodos en los que el narcotráfico tuvo una enorme expansión en el país y en los que se dieron las brutales represiones en Atenco y Oaxaca”.

Historial

El pasado miércoles, el diputado federal priista fue presentado por el gobernador electo de Puebla, el panista Rafael Moreno Valle, como uno de los cuatro integrantes de la comisión de transición ante la administración que encabeza Mario Marín Torres.

Interrogado por su actuación en esos actos represivos, el enlace respondió que fueron investigados por la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, la cual emitió sus recomendaciones y, en todo caso, dijo, él se limitó a cumplir con la encomienda que tenía.

Comments

Comentarios

You may also like