16.3 C
Hidalgo
domingo, noviembre 27, 2022

Micky Vainilla, Laura Zapata y la DERECHA RACISTA en MÉXICO

“El moreno (morocho) no es extraño, si en la disco trabaja en el baño!”. —Micky Vainilla.

“Huevones, morenacos, garrientos apestosos, malditos gatos zarrapastrosos, maldita gata. A la gente les gusta que les diga eso”. —Laura Zapata, invitada de Alazraki.

Sobre la avenida Insurgentes, a unos metros de donde los pomposos edificios del PRI de “Alito” Cárdenas ofenden a la democracia en México, un puñado de empresarios de aplicación pusieron una marquesina en la que un Uber felicita a una mujer subempleada por haber entregado 14 mil paquetes de comida para que privilegiados no salieran de sus zonas de confort de cemento y algodón.

¿Acaso esta mujer a la que llaman “Tulia”, blanqueada y con ojos claros de photoshop merece ser convertida en un anuncio clasista de una aplicación?

Un sucio comercial que sepulta la desesperación de mujeres subempleadas, despojadas de sus derechos laborales y prestaciones por empresarios clasistas.

Muchas de ellas, madres autónomas, que deben correr con desesperación entre el tráfico, equilibrándose en bicicletas o motocicletas, solo para que la burguesía de smartphone pueda masticar su comida caliente.

Sí existe la “Tulia” del anuncio de Uber, ella forma parte de ese pueblo de “huevones” que menciona la boca teñida de lipstick de la actriz de Televisa, Laura Zapata.

Zapata ha construido un catálogo clasista de insultos hacia la 4T. Llama “morenacos” a militantes de morena y reduce a “maiceo” de pobres los programas sociales del gobierno de López Obrador.

Programas sociales con los que el gobierno de Morena intenta reparar el daño de los gobiernos del PRI y sobre todo del PAN.

Pero Zapata compara a las personas precarizadas por la ultraderecha con aves de corral cuya única razón de existir es ser “maiceados”.

“Ya pónganse a trabajar bola de huevones estira manos y recibe limosnas y esté (López Obrador) les avienta, los maicea con 2 mil pesos, con mil 500 al mes”.

La actriz de Televisa señalo lo anterior en el show que el publicista del PRI, Carlos Alazraki, tiene en la plataforma YouTube y en el cual difunde ataques clasistas y racistas de ultra derecha al gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador.

El programa cuenta con un reparto de cómicos de la desgracia panista y priista, que incluye también al exsecretario del trabajo Javier Lozano, conocido también como “El Saco de Pus”, la senadora Lily Téllez y el expresidente panista Felipe Calderón o la racista senadora del PAN, Kenia López Rabadán.

Pero la otra cara de la moneda clasista de Alazraki y Zapata, agrietada y dolorosa, fue exhibida a nivel mundial por la cadena noticiosa alemana Deustche Welle

En una nota periodística retomada por El Universal en su canal de YouTube, la agencia europea Deustche Welle resaltó la resistencia de la comerciante otomí, Brigida Ricardo Matilde, a quien sus vecinos de la colonia Roma han intentado expulsar, llegando al grado de recolectar firmas para que sea desalojada del departamento que habita.

“Cuando yo llego aquí a la Roma la gente piensa que yo no debo estar aquí, pero yo digo que estamos equivocados porque yo también tengo derecho”, declaró.

La televisión germana resaltó que la comerciante otomí, misma que también carece de un empleo formal, de prestaciones laborales y que defiende su resistencia frente al racismo y el clasismo de una de las colonias más elitistas y blanqueadas de la Ciudad de México, forma parte de una población de más de 23 millones de personas indígenas que viven en México.

La historia de la Otomí Brígida frente al clasismo evidencia aún más la soberbia blanqueada que Laura Zapata, autoproclamada villana de las telenovelas de Televisa oculta bajo la alfombra de la frivolidad.

Cuando Zapata habla de huevones, se refiere al trabajo de mujeres y hombres de México que, cómo Brígida, carecen de derechos laborales; oculta a propósito que fue el expresidente panista Felipe Calderón quien precarizó laboralmente a miles sino millones de personas cuando implantó en México el outsourcing.

Calderón y el Partido Acción Nacional impusieron el “outsourcing” o externalización empresarial en la reforma laboral que promulgó en 2012.

La traición de Calderón Hinojosa a las clases trabajadoras de México con su outsourcing permitía que una empresa delegara a una tercera la prestación de servicios, con subcontrataciones que les reducían hasta 50 % los costos, a través de despojar a trabajadoras y trabajadores de sus derechos laborales.

En noviembre de 2020, el procurador fiscal de la Federación, Carlos Romero, estimó que unas 1,200 empresas que manejan el esquema del outsourcing o subcontratación ilegal impulsado por Calderón y el PAN afectaron los derechos laborales de 862,000 trabajadoras y trabajadores.

“Micky Vainilla” es un personaje racista, un cantante de pop clasista y neonazi que sueña con una Argentina sin migrantes, donde las personas morenas solo sean esclavizadas y escondidas para que no afearan con su presencia el paisaje para la blanca gente bien.

Peter Capusotto, su autor, jamás soñó que su sátira llegaría a ser materia, diagnóstico y manual de instrucciones de la oposición en México y qué sería superado por un grupo de fascistas que podrían usar las canciones de su “Micki Vainilla” como el soundtrack de sus clasistas y racistas miserias.

Related Articles

Últimas