14.7 C
Hidalgo
lunes, febrero 26, 2024

NO BASTA disculparse; haga algo por las PERSONAS TRANS

Después de emitir una disculpa por sus comentarios transfóbicos contra la diputada Salma Luévano, el presidente López Obrador zanjó el tema abriendo una cuenta de Tik Tok. Y sí, se disculpó. Pero también se disculpó el diputado panista Gabriel Quadri quien, el año pasado, dijo algo muy parecido contra la misma diputada. Ambos se disculparon, ¿y qué? AMLO lo hizo en Tik Tok y Quadri en twitter. ¿Y luego? Un mea culpa no borra la agresión. Mucho peor: no impide que lo vuelvan a hacer, ellos o quienes los siguen.

Mucho peor resulta en el caso de López Obrador, un presidente con un setenta por ciento de aprobación. Lo que dice y deja de decir, tiene un alto impacto. Y si las ofensas, como las traiciones, se borraran con una sola disculpa, habrá más arrepentidos que estrellas en el cielo. Sería tan fácil saldar las deudas morales. Pero no es el caso y mucho menos en política. AMLO tiene la facultad, el poder y el deber de hacer algo más que arrepentirse.

Para empezar, debe capacitarse en materia de género y diversidad sexual. Tiene las herramientas a la mano. Puede pedírselo al Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred). Debe aprender a nombrar a las personas. Debe conocer la diferencia entre sexo y genero. Que no es que las personas se identifiquen; las personas, son. Entender el amplio espectro de la diversidad sexo-genérica, no sólo para no malgenerizar, sino para reconocer, respetar y proteger sus derechos. Es el presidente de la República. Él tiene el poder para hacer algo más allá que simplemente disculparse.

Voy a retomar palabra por la palabra que lo que en junio del año pasado publicó la Secretaría del Trabajo y Previsión Social del gobierno de México:

De acuerdo con el estudio presentado en el Informe Mensual sobre el Comportamiento de la Economía del mes de junio de 2023 de la Comisión Nacional de los Salarios Mínimos (Conasami), tener una identidad u orientación no normativa aumenta la probabilidad de la negativa a un empleo y de sufrir algún tipo de violencia en los centros de trabajo.

Con datos de la Encuesta Nacional sobre Diversidad Sexual y de Género (ENDISEG) para el año 2021 publicada por el INEGI, para la población de 15 a 64 años se encontró que quienes tienen una identidad u orientación no normativa aumenta la probabilidad de la negativa a un empleo, oscilando entre el 5 y el 19%, siendo las mujeres trans las más afectadas con una probabilidad de 18.8%.

En el caso de violencia en el trabajo, las personas con una orientación sexual no normativa tienen 18.7% de probabilidad de ser violentadas frente a un 14.9% de las personas heterosexuales. Al considerar tanto la orientación sexual como identidades no normativas, los grupos con probabilidades más altas de sufrir un incidente de violencia son las mujeres cisgénero, y mujeres y hombres trans, con 16.1%, 36.9% y 18.3%, respectivamente.

Hasta ahí el informe. Son datos del propio gobierno de López Obrador. Entonces, es momento de hacer algo en concreto en favor de un grupo poblacional vulnerado y que debe dar batallas públicas y privadas para que se respete su identidad, sus derechos y su vida. Quizá sea sólo una casualidad, pero el mismo porcentaje de apoyo que tiene AMLO entre el pueblo, es el de quienes consideran que las personas trans son discriminadas en México.

Presidente, haga algo por usted y por quienes lo necesitan.

Beto Rodríguez
Beto Rodríguezhttp://viejopunk.com/
Periodista y escritor. Premio Nacional de Periodismo en derechos humanos "Gilberto Rincón Gallardo" 2009. Doctorante en Investigación y Creación Literaria por Casa Lamm.

Related Articles

Últimas